martes, 13 de octubre de 2009

Las hormigas de Calícrates / Calicrates' ants


Cuentan los viejos naturalistas Plinio y Eliano que hubo un artista de habilidad extraordinaria -Calícrates Lacedemonio- capaz de esculpir minúsculas hormigas de marfil, tan fina y delicadamente trabajadas que apenas se distinguían sus patas a simple vista.

Tales miniaturas y otras legendarias (como la carroza marfileña del escultor Mirmicides Milesio, tan pequeña que podía taparse con el ala de una mosca) sugieren que ya entonces se disponía de artilugios ópticos para la observación y estudio del microcosmos.

El mismo Plinio El Viejo refiere la fabricación de esmeraldas cóncavas, y Séneca describe concisamente el uso de lentes primitivas:

Las letras, por muy menudas y obscuras que sean, se ven muy aumentadas y claras por medio de una bolita de vidrio llena de agua…



No hay comentarios:

Publicar un comentario